3 formas en que el aprendizaje de idiomas puede impulsar tu negocio

¿Buscas formas de impulsar tu negocio?

No es ningún secreto que la tecnología actual ha permitido que todo tipo de empresas se expandan a escala mundial. Como empleador, tu empresa puede verse beneficiada al mejorar la cultura corporativa, así como las competencias y la confianza de tus empleados, todo lo cual contribuye a mejorar el bienestar de tu plantilla.

Sigue leyendo para descubrir cómo añadir otro idioma al repertorio de tu empresa puede transformar tu negocio...

Nuevas y mejores competencias para tus empleados

Ofrecer la oportunidad de adquirir una competencia nueva es una gran manera de capacitar a tus empleados. Así que, ¿qué mejor competencia que el aprendizaje de idiomas? Ofrece a tus empleados algo que añadir a su lista de logros y a tu empresa, toda una serie de oportunidades de crecimiento.

Por ejemplo, ¿sabías que se ha comprobado que las personas bilingües gestionan mucho mejor las tareas simultaneas que las personas monolingües? Esto se debe a que la persona se acostumbra a cambiar no solo de sistema de expresión, sino de estructura, gramática y vocabulario. De este modo, tu equipo aprenderá a alternar múltiples tareas mucho más rápido.

Estudiar un nuevo idioma también puede potenciar la creatividad y la memoria de tus empleados al tiempo que experimentan con expresiones y vocabulario nuevo. Este aumento de la creatividad puede tener un gran impacto en tu empresa al contar con un equipo mejor capacitado para encontrar soluciones a problemas difíciles o para aportar nuevas ideas de negocio.

Por último, se ha comprobado que las personas multilingües piensan de forma más lógica que las monolingües, lo que ofrece varias ventajas, como la mejora de la capacidad de toma de decisiones, que puede acelerar el ritmo al que tus empleados llegan a una conclusión trascendente. Brindar a tus empleados las herramientas necesarias para aprender otros idiomas mejorará sus competencias, ampliará sus horizontes y los expondrá a diferentes culturas.

¿La moraleja de la historia? Impulsa tu negocio impulsando a tu plantilla.

Mejora tu cultura corporativa

Gracias a las nuevas tecnologías y al número creciente de profesionales que teletrabaja, ahora es posible acceder al mejor talento desde cualquier parte del mundo para la selección de personal.

Los empleados que se trasladan a trabajar para tu empresa suelen esforzarse mucho por aprender el idioma predominante en la organización, pero ¿con qué frecuencia la empresa aprende el suyo? Si lo hiciera, las nuevas incorporaciones se sentirían apreciadas y valoradas, y asumirían su nueva función rápida y cómodamente.

Aprender un idioma puede ser una forma muy eficaz y valiosa de fomentar el desarrollo de un equipo, ya que permite que los trabajadores redescubran el valor del trabajo en equipo al colaborar en el aprendizaje de un nuevo idioma. Así, se crea un mayor vínculo en el seno del equipo, que arrojará mejores resultados para la empresa en su conjunto.

Al aprender un idioma, los empleados se ven obligados a prestar más atención durante una conversación que si hablaran su lengua materna, lo que incrementa su compromiso, así como su interés por comunicarse y escucharse.

Al ofrecer una solución de aprendizaje de idiomas a tus empleados, les brindas la posibilidad de descubrir nuevas culturas y de conocer y aprender sobre diversidad.

Amplía tu base de clientes

Aprender un nuevo idioma también implica conocer la cultura que lo sustenta. Tu plantilla no solo será ahora multilingüe, sino que también entenderá mejor a la gente que habla ese idioma e interactuará mejor con esta. Por ejemplo, puede ser crucial para tu negocio conocer ciertas tradiciones, o lo que se considera o no adecuado en una cultura específica.

Encontrar una forma de llegar a otros públicos en su propia lengua ofrece un sinfín de posibilidades de difusión y expansión mundial. Incluso si esta expansión no conlleva una presencia física en tu nueva sucursal, es casi seguro que contratarás a hablantes nativos, y puede resultarte algo difícil interactuar con ellos y distribuir las responsabilidades si no entiendes su idioma.

Parece bastante obvio, pero aumentar tus conocimientos no solo de otro idioma, sino de otra cultura, mejorará tus habilidades comunicativas y te ayudará a ampliar tu base de clientes. Conversar con los clientes en su lengua materna hará que se sientan más cómodos y relajados, a la vez que permite demostrar cierto nivel de respeto, lo que fomenta las relaciones con los clientes e incluso su fidelización.

Hacer este esfuerzo adicional por tus clientes podría ayudarte a marcar la diferencia frente a la competencia.

 

¿Quieres introducir el aprendizaje de idiomas en tu empresa? Descarga nuestro libro electrónico: 'Cinco estrategias para implantar el aprendizaje de idiomas online'.